La contracción fiscal es contagiosa

Recientemente el gobierno de coalición inglés anunció un fuerte ajuste fiscal, combinado con un rediseño del gobierno. En una nota del día de hoy The Economist analiza el paquetazo anunciado por George Osborne (el ministro de Economía inglés) este miércoles. El objetivo del ajuste es empezar a corregir el déficit fiscal en el Reino Unido, actualmente en un 10% del PBI como resultado de medidas tomadas dos años atrás para evitar que la “gran recesión” fuese una depresión.

Es interesante que también el día de hoy Paul Krugman publica una nota en el NY Times criticando la adhesión del Reino Unido a lo que llama la “moda” de austeridad fiscal. Krugman probablemente esté en lo cierto en decir que una fuerte contracción fiscal todavía es prematura pues la recuperación de la actividad económica en los países desarrollados no es sólida. Sin embargo se equivoca en decir que el gobierno inglés sigue una moda.

En economías muy abiertas al comercio internacional, como son las europeas, una expansión fiscal beneficia fuertemente a los socios comerciales, i.e. el país que hace política fiscal activa paga los costos, y el resto sale ganando. Es por este motivo que luego de la crisis de 2008 los países europeos coordinaron sus políticas fiscales, para que no hubiese “free riders”.

Con la crisis de la deuda en Grecia, algunos países se vieron obligados a hacer un ajuste por temor al contagio en los mercados (España, Irlanda, Portugal, y en menor medida Italia). Esto desencadenó un efecto dominó pues el resto de los países, con Alemania a la cabeza, no deseaban seguir pagando los costos del estímulo fiscal para beneficiar a los llamados PIIGS. De manera que lo que Krugman llama “moda”, como si fuese algo no racional, en realidad es la respuesta racional a la ruptura del consenso de 2008.

Nota aparte merece la manipulación de las estadísticas que hace Paul en su nota. Dice que el Reino Unido tiene una relación deuda/PBI por debajo de su media histórica. Me pregunto si para los años que Inglaterra era un imperio el denominador incluía el “valor” de las colonias. Creo que no, con lo cual esta comparación histórica es espuria.

Martín

2 respuestas a La contracción fiscal es contagiosa

  1. Charrua dice:

    O sea que todos quieren vender, nadie quiere comprar…
    Que tenga déficit el vecino, asi aumenta su demanda y yo le vendo. Muuuy inteligente, sobre todo si lo hacemos todos al mismo tiempo. No, si los mercados deben estar enloquecidos de ganas de prestarles plata con todo lo que van a crecer vendiendole a …?

    • mgeiras dice:

      Y bueno, ese es el motivo por el cual hace dos años hubo que coordinar para que todos juntos hicieran un estímulo fiscal. Y es muy difícil coordinar una contracción gradual pues según las estructuras de cada país los recortes de gastos y/o aumentos de impuestos ocurren en forma rápida o lenta. Por eso al empezar unos países el ajuste, el resto los sigue en manada.

A %d blogueros les gusta esto: