La Argentina que se viene

En una nota en La Nación online, Luis Majul traza algunas líneas de la Argentina que se viene después de octubre. Y para un crítico del kirchnerismo el panorama se ensombrece más de lo que está (adecuadamente el día está gris con llovizna). Acá un par de párrafos destados:

Pero ¿en qué consistiría el “nuevo orden” al que aludió el incondicional de la jefa del Estado? Para determinarlo, un buen ejercicio sería pensar con la lógica “política” del secretario, la Presidenta y también del ex presidente Kirchner, ya que son exactamente iguales. Cuando algún consejero le sugería que dejara de embestir contra quienes consideraba sus enemigos, o que atendiera no sólo a los leales sino también a los periodistas críticos, El solía responder: “Si hasta ahora nos fue tan bien así ¿para qué vamos a cambiar?”.

Con semejante triunfo, es muy probable que, la Presidenta, el ministro y candidato Amado Boudou y funcionarios como Carlos Zannini, Juan Manuel Abal Medina y Guillermo Moreno, entre otros, estén pensando, por ejemplo, no en bajar la intensidad sino en profundizar la guerra contra el Grupo Clarín y los demás medios y periodistas críticos. Y que también estén analizando cómo disciplinar a decenas de empresarios y sindicalistas que todavía ofrecen cierta resistencia a la política del garrote. Si cuando no estaban seguros de la victoria jugaron a fondo y gastaron cientos de millones de pesos en publicidad oficial para los incondicionales, enviaron la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) a los considerados “enemigos” e hicieron uso y abuso de los jueces amigos para consolidar su poder ¿qué les impedirá ahora hacer lo mismo, o todavía más, hasta que no quede nadie capaz de disentir con el pensamiento único que les imponen a sus seguidores?

Ya había dicho cuando hice el análisis de las primarias que el discurso conciliador de Cristina me sonaba a verso. Me parece que hoy llovizna, y después de octubre se viene el diluvio.

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: