Tweets de la semana

3 respuestas a Tweets de la semana

  1. victorlustig dice:

    en 5 años, el comentario ever again sera como el que apuesta al dolar pierde, tan asi como le gane una cena a Mariano, te la gano a vos

  2. Rafael dice:

    Demoledor artículo aquí http://www.lanacion.com.ar/1470614-falso-desendeudamiento acerca del endeudamiento argentino. Mientras tanto, la gente, por lo que muestra la tele, celebrándolo en la calle… Realmente tiene interés todo lo que está ocurriendo allí.

    Por si quieren ver la lectura del centro izquierda español sobre la situación política argentina y en general como se les ve desde aquí, en este enlace http://internacional.elpais.com/internacional/2012/05/04/actualidad/1336166100_360785.html tienen un artículo interesante sobre “Kristina”.

  3. Rafael dice:

    Aquí http://spanish.martinvarsavsky.net/general/yo-argentino.html el argentino M. Varsavsky da una pequeña lección sobre el carácter de su país que uno más o menos puede figurarse o imaginar al leer entre líneas en las noticias que llegan de allí pero normalmente nadie lo cuenta tan explícitamente. Argentina es un país con potencial para hacer lo que quiera pero cuando sus valores son tan completamente distintos (“aunque ser argentino es una actitud que define lo opuesto de la solidaridad eso es, justamente, ser argentino”… “En argentina ser canchero, piola, avivado, ser un buen jugador de truco son virtudes”…) terminará haciendo simplemente lo que pueda.

    Me pregunto cuanto tardan en madurar las sociedades. España comparte muchísimo con el carácter argenitno pero está envuelta en los ropajes europeos y se le nota menos.

    Argentina está llena de gente con apellidos europeos pero mientras los nietos o tataranietos de aquellos europeos prosperaron acá, estos mismos se fueron haciendo más y más pobres en el país con más riquezas naturales. ¿Quien puede explicar esa evolución tan diferente? ¿Por qué la honestidad, la independencia… pasan a valorarse más en un sitio y dejarse a un lado en el otro?… Si alguien tuviese respuestas para ese tipo de preguntas, el ser humano dejaría de resultarme tan fascinante.

A %d blogueros les gusta esto: